Lo anticipó Ponce en una entrevista radial

Los boliches bailables podrían ir a la costanera del Río Seco

El primer mandatario le sugirió que el gobierno podría, “en conjunto con el Municipio, hacer una propuesta para que a partir de la inversión que va a hacer la Provincia, los boliches puedan estar allí en una zona predeterminada teniendo la posibilidad de que en estos tres años, con la ayuda incluso de la Provincia -habría que ver de qué manera- puedan estar radicados allí y salgan del radio céntrico donde generan tanto conflicto”, expresó Enrique Ponce al ser consultado sobre la reunión que mantuvo con Alberto Rodríguez Saá, donde le propuso una “recuperación de toda la costanera del Río Seco o Río Chorrillo” y trasladarlos allí.

El Intendente de la Ciudad de San Luis fue entrevistado ayer por el periodista Mario Otero, en Radio Universidad, y allí Enrique Ponce dio detalles de la reunión que mantuvo el martes con el Gobernador de la Provincia, para consensuar la relocalización de los boliches bailables. “Fue sorpresivo, porque recibí un llamado del Secretario de Gobierno quien me puso en conocimiento de que a través un funcionario provincial, el Gobernador me invitaba a una reunión para tratar el tema de los boliches bailables", dijo el Intendente.

“Efectivamente, me reuní con el Gobernador a las 18.30, hablamos un tiempo bastante prolongado y la propuesta que me formuló es tratar de buscar en conjunto una solución para el traslado de los boliches bailables, porque esta es una problemática que viene desde hace mucho tiempo en la ciudad por los reclamos que generan los boliches bailables de Avenida Illia".

"El principal problema hoy son los ruidos molestos, las situaciones de violencia que se generan con los jóvenes alcoholizados, problemas con el turismo y los hoteles y sobre todo la aplicación de esta Ordenanza que fija un plazo perentorio de 3 años para que terminen de trasladarse. Además ya había una Ordenanza anterior que les daba un plazo que tampoco se cumplió nunca”.

“El Gobernador tiene pensado un proyecto muy interesante del que me hizo conocer los lineamientos básicos, para recuperar toda la costanera del Río Seco o Río Chorrillo” dijo y agregó que “en este proyecto que está esbozando el Gobierno de la Provincia estaría previsto facilitar la inversión privada, las construcciones en altura, que obviamente se reconoce que es competencia específica del Concejo Deliberante a través del Código Urbanístico”.

“Se trata de poner en valor la costanera para la Ciudad con una gran inversión. En ese contexto y a raíz de tomar conocimiento de la preocupación de los dueños de los boliches, el Gobernador propuso que si a mí me parecía bien, ellos podrían en conjunto con el Municipio, hacer una propuesta para que a partir de la inversión que va a hacer la Provincia, los boliches puedan estar allí en una zona predeterminada teniendo la posibilidad de que en estos tres años, con la ayuda incluso de la Provincia -habría que ver de qué manera- puedan estar radicados allí y salgan del radio céntrico donde generan tanto conflicto”, se explayó.

“Cuando pensamos y proyectamos el nuevo Código Urbanístico -algo fundamental para la Ciudad- la propuesta nuestra era que a partir de la vigencia del nuevo código, darles más plazo a los dueños y relocalizarlos definitivamente en un lugar que pensamos óptimo para los boliches como es la zona ubicada a 400 metros de la Maternidad Teresita Baigorria” ya que allí “es un lugar seguro desde lo vial, donde no hay zona residencial cercana con la que se pueda generar conflicto. Además las autopistas son seguras y es un lugar donde no hay tránsito pesado. La otra solución hubiera sido la Ruta 20 camino a las sierras que tiene otra complejidad por el tránsito y el tipo de ruta que es”, indicó Ponce.

“Los únicos recaudos que yo le pedí al Gobernador es que tuviera presente el esquema de la conflictividad que generan los ruidos molestos y las situaciones de la seguridad vial, sobre todo cuando hay tantos menores que salen alcoholizados y generan accidentes o tragedias. Solicité que se previera bien una infraestructura, de manera tal que estuvieran localizados con accesos seguros desde lo vial al lugar donde estarán funcionando los boliches”.

Se mostró entusiasmado, debido a que la propuesta fue “que trabajáramos juntos esa posibilidad. De todas maneras ya le había pedido al Secretario de Hacienda que mantuviera reuniones con cada uno de los dueños de estos emprendimientos comerciales, para ver de qué manera el Municipio puede contribuir a que se haga una transición ordenada. Sin embargo esta propuesta del Gobernador es muy oportuna y me parece muy interesante para llevarla a cabo, sobre todo porque la provincia tiene recursos que el Municipio no tiene”.

Respecto a las características del plan de recuperación de la Costanera, el Intendente dijo que “por ahora hay ideas que no tienen todavía carácter de anteproyecto, pero por lo que me dijo el Gobernador, se trata de recuperar todo el río haciendo costaneras, avenidas de circunvalación, reservar el predio fiscal de la Provincia para un proyecto de llevar autocines, lugares para la instalación de restaurantes, que haya posibilidad de hacer infraestructura para disfrutar del río. Se trata de recuperarlo desde lo arquitectónico y poder integrar la ciudad y la gente a estos márgenes del río”.

“A mí me entusiasmó muchísimo porque en el nuevo Código Urbanístico ya habíamos pensado esa zona como zona residencial, permitiendo la construcción de edificios en altura y descentralizando desde el viejo centro de la Ciudad hacia nuevas zonas, privilegiándolas para la inversión privada, construyendo torres. Nosotros ya habíamos proyectado ese crecimiento de la ciudad, tal cómo entendemos que debe crecer y ya está previsto que se puedan desarrollar esos emprendimientos”, manifestó el intendente.

“El Gobernador me habló de plazos, porque no queremos generar trastornos a estos empresarios que tienen como fuente de ingresos a sus propios boliches y además están las familias que trabajan con ellos. Por supuesto, también queremos que los jóvenes se diviertan sanamente”.

“Pero hoy existe esa conflictividad social, la violencia que ocurre todos los fines de semana en la Avenida Illia, la queja de los vecinos y los turistas de los hoteles. Es algo en lo que debemos tener una contemplación especial y darles un plazo mayor al de la Ordenanza vigente que son tres años y por eso pensamos en cinco años. Y de alguna manera vamos a estudiar la forma de ayudarlos para que hagan esa transición”, recordó.

“El Gobernador me habló de los planes de la Provincia, siempre que esté de acuerdo el Municipio, porque no quiere generar un conflicto con la Ciudad y la idea es trabajar en conjunto, para que el Municipio pudiera aprobar y autorizar la construcción que realice allí el Gobierno de la Provincia”.

“Nosotros ya iniciamos esa gestión para, a través del Secretario de Hacienda, ir hablando con los dueños de los boliches y los vamos a acercar a un funcionario que va a designar el Gobernador cuando ya tenga el bosquejo o el anteproyecto de la inversión, que será muy significativa para la Ciudad por parte del Gobierno de la Provincia, para que entonces ellos puedan ser parte y tengan la tranquilidad de que van a tener todo el acompañamiento de la Provincia para que puedan desarrollar los boliches sin ningún inconveniente”, concluyó el Intendente Ponce.


 

 

 

 

 
   

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

  <script type="text/javascript">

var _gaq = _gaq || [];
_gaq.push(['_setAccount', 'UA-16873126-1']);
_gaq.push(['_trackPageview']);

(function() {
var ga = document.createElement('script'); ga.type = 'text/javascript'; ga.async = true;
ga.src = ('https:' == document.location.protocol ? 'https://ssl' : 'http://www') + '.google-analytics.com/ga.js';
var s = document.getElementsByTagName('script')[0]; s.parentNode.insertBefore(ga, s);
})();

</script>

  googlea5ed8c6199e1c16d.html